Entrevista al ganador del Premio Mutual Médica Fin de Residencia de Málaga a la categoría de especialidades de cinco años, eI Dr. Ignacio Márquez Gómez

04 Septiembre 2014

"La verdad es que cuando acabas un periodo de estabilidad laboral y económica como es la residencia, encontrarte ante una situación de crisis como la actual hace plantearte muchas alternativas", afirma el Dr. Ignacio Márquez, ganador del Premio Mutual Médica Fin de Residencia de Málaga.

Acto de entrega de los Premios Mutual Médica Fin de Residencia en Málaga.Acto de entrega de los Premios Mutual Médica Fin de Residencia en Málaga.El Premio Mutual Médica Fin de Residencia va dirigido a los residentes de los hospitales de la provincia de Málaga que han finalizado su periodo de formación especializada y que están colegiados en el Colegio Oficial de Médicos de Málaga. La finalidad de la convocatoria es la de premiar la trayectoria formativa y científica de los residentes de los hospitales. Tras la baremación de todas las solicitudes presentadas para las especialidades de cinco años, el primer premio, dotado con 400€ y diploma, fue para el Dr. Iganacio Márquez Gómez, residente de Medicina Interna, al cual entrevistamos en estas líneas. Realizó la residencia en el Hospital Regional Universitario Carlos Haya de Málaga, donde actualmente trabaja en el servicio de Enfermedades Infecciosas.

¿Cómo ves tu futuro como médico?
Incierto. La verdad es que cuando acabas un periodo de estabilidad laboral y económica como es la residencia, encontrarte ante una situación de crisis como la actual hace plantearte muchas alternativas. Sé que quiero trabajar, y me gustaría seguir haciéndolo en mi país porque creo que tenemos un sistema sanitario público ejemplar, aunque no puedo descartar otras alternativas. Considero importante no perder el contacto con la medicina tras acabar la residencia para seguir formándote y aprendiendo todos los días.

¿Y el de tu generación de médicos?
Difícil. Vivimos un momento económico nada favorecedor para los jóvenes que accedemos al mercado laboral. Es triste ver cómo compañeros de residencia tras completar el periodo de formación tienen que emigrar. Lo leemos todos los días en los medios de comunicación, el éxodo continuo de jóvenes muy bien formados, no sólo a nivel de titulaciones sanitarias como medicina, enfermería y farmacia, sino en otras muchas titulaciones técnicas. En el caso de la Medicina, no hay que olvidar que formar un médico en España es muy caro, son 12 o 13 años de formación en el mejor de los casos y, tras el desembolso económico del país en formarte, no pueden disponer de tus servicios debido a la situación actual que atravesamos, siendo otros países los beneficiarios.

¿Qué representa para ti la obtención de este premio?
Un privilegio. El periodo de residencia es un periodo de formación duro, con escaso tiempo libre debido a las guardias, los salientes y el tiempo que inviertes en estudiar la patología del paciente que tienes mañana. Además de la actividad asistencial, se nos presupone una actividad investigadora para la cual hay que hacer horas extras a horas intempestivas. Ahora recuerdo una frase de una adjunta y maestra mía el primer día de la residencia, que decía que un residente cuando acaba su periodo de formación debe acabar exhausto, agotado, pero feliz por lo que ha logrado. Esas palabras hicieron mella en mí desde el primer día. Y no podía tener más razón. Este premio es una recompensa a todo el esfuerzo realizado durante estos 5 años de mi carrera, a esa filosofía de trabajo que me inculcaron desde los primeros días de residencia y a una forma de entender la medicina, ya que no la entiendo como una profesión, sino como un estilo de vida.

¿Qué consejo les darías a los recién graduados en Medicina, que en breve se presentarán al MIR para hacer la residencia?
Difícil dar consejos en esta profesión. Desde mi punto de vista, importante es crear un hábito de trabajo, una rutina. El MIR es un examen duro en el que estás al límite de presión en muchos momentos, pero el hábito de estudio y la metodología de trabajo que desempeñes te va a ayudar en el periodo de la residencia, al menos así fue en mi caso. Respecto a la elección de plazas, les animaría a elegir la especialidad que les guste, sea cual sea. Es un privilegio ir al hospital todos los días a hacer algo que te gusta verdaderamente.

¿Cuáles son tus necesidades en previsión social: jubilación, bajas laborales, incapacidad, alternativa a autónomos, etc.?
Aunque es un tema en el que no estoy muy ducho debido a mi escasa experiencia, creo que en los momentos actuales es importante conocer las distintas alternativas de cara a la posibilidad de realizar actividad mixta en el futuro. A este respecto, cabe destacar la labor informativa de empresas como Mutual Médica, facilitándote  en todo momento conocimiento acerca de las posibilidades diversas que ofrece.

Directiva de privacidad

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra "política de Cookies". Saber más

Acepto